viernes, 13 de noviembre de 2015

La supervivencia de Europa frente al Islam.


                                                   

Lo que viene aconteciendo desde hace unos años en la otrora tranquila y segura sociedad  sueca, debiera constituir un serio aviso para el resto de las sociedades europeas.
Un aviso que, escarmentando en cabeza ajena, debería servir para poner freno a la indiscriminada acogida de refugiados-inmigrantes musulmanes que llevan a cabo las suicidas y buenistas sociedades occidentales.
 Los componentes de estas sociedades cegadas por la presión de lo políticamente correcto no se dan cuenta de que son víctimas de la manipulación que la élite realiza para imponer el Nuevo Orden Mundial, para ello previamente deben llevar a cabo el plan Kalergi.
Suecia muy bien podría recibir en la actualidad el título de capital europea de la violación.

                                                     
   


                                                         
La por entonces tranquila y segura Suecia, hablamos del año 1975, disfrutaba de una considerable seguridad, en ese año se produjeron  421 violaciones. Pero el parlamento sueco decidió en aquel 1975 hacer de Suecia un país multicultural y multirracial, 39 años más tarde, el año 2014, el número de violaciones  se había elevado a 6620 (son datos de la policía finlandesa). Es decir se produjo un aumento del 1472%, pasando a ocupar Suecia el puesto número dos en el ranking mundial de países con mayor  número de violaciones por 100.000 habitantes (53,2), siendo tan sólo superada por Lesoto- en el sur de África- con 91,6.
Según datos policiales, el 99% de las violaciones cometidas en Suecia durante estos últimos años fueron perpetradas por musulmanes.
La llegada a Suecia de la inmigración musulmana, procedente tanto de países africanos, árabes como asiáticos, ha provocado un aumento descomunal en lo que se refiere a la cantidad de violaciones y agresiones sexuales.
El número de ataques de los que son objeto las mujeres suecas es cada vez mayor, no se han librado de estos ni siquiera las niñas en edad escolar.
Las escuelas en Suecia, con una población musulmana cada vez mayor,  son foco de problemas como nunca antes lo habían sido. Desde muy pequeños Los varones musulmanes se dedican a acosar a las alumnas suecas o a lanzarles a la cabeza la carne que puedan tomar en sus almuerzos.
Este comportamiento de los varones respecto a las mujeres es visto y juzgado por la población musulmana como algo absolutamente normal, no recriminándoles e incluso reforzando tales actitudes.
En Noruega y Dinamarca los inmigrantes no occidentales, en su gran mayoría viene a significar musulmanes, están aplastantemente presentes en las estadísticas de violaciones.
Citaremos un informe realizado el año 2002, de investigación acerca de la delincuencia de los inmigrantes, el informe fue realizado por Ann-Christine Hjelm de la Universidad de Karlstads. El informe señaló que en el año del estudio el 85% de los condenados por lo menos a dos años de prisión por violación en Svea Hovrätt, tribunal de apelación, eran extranjeros de nacimiento o pertenecientes a la segunda generación de inmigrantes extranjeros.
Pero que nadie se equivoque pensando que esta tendencia de los musulmanes a violar mujeres europeas es exclusiva de los países nórdicos, quizá en esa zona esté más extendida, pero el resto de Europa no se ve libre de tal fenómeno.
Voy a reproducir un texto aparecido en la renombrada revista norteamericana Time:
“Los especialistas y las víctimas de estos grupos (los baelieus) dicen que la violencia contra las mujeres está especialmente implantada en las baelierures  por las actitudes culturales hacia la mujer, los hombres de las baulieures pueden adoptar el estilo de vida de otros jóvenes franceses- música pop, coches rápidos y pornografía- pero también se encuentran sujetos frecuentemente a los prejuicios tradicionales de sus padres inmigrantes en lo que se refiere a que cualquier chica del vecindario que fume, que utilice maquillaje o lleve ropa atractiva es una puta”.

En Alemania la situación con respecto a la actitud de los inmigrantes musulmanes la cuestión es similar, lo podemos ver si leemos las declaraciones de un político babaro al diario Die Welt, las podemos ver en la revista Gatestone (Institute (International Policy Council):
                                                     
 

“Cuando los adolescentes musulmanes van a las piscinas al aire libre, se abruman cuando ven chicas en bikini. Estos niños, que vienen de una cultura en la que para las mujeres es mal visto mostrar la piel desnuda, seguirán a las niñas y las molestarán sin darse cuenta. Naturalmente esto genera miedo”.

Todas estas informaciones nos deben servir para conformar un juicio claro que nos sirva para  afrontar de manera acertada la marea de refugiados-inmigrantes , en su inmensa mayoría musulmanes, que pretenden entrar en territorio europeo. Nunca hemos de perder de vista que la mentalidad de un musulmán  ha sido conformada por las enseñanzas derivadas del Corán y por las tradiciones de unas sociedades distintas a las nuestra. El refugiado-inmigrante que entra en nuestro continente no se puede asimilar jamás, y su convivencia en nuestra sociedad resultará siempre problemática puesto que tratará de modificar nuestra forma de vida al ser ambas, la suya y la nuestra, no sólo distintas sino antitéticas.
Además en el caso de España nosotros somos considerados perjuros que ocupamos Al-Andalus que es, según ellos, Dar-Al-Islam, es decir tierra del Islam.

                                                         


La diferenciación que ha hecho el Primer ministro húngaro Viktor Orbán señalando que sólo aceptará refugiados cristianos  pero no musulmanes es una cuestión de simple lógica y supervivencia.

                                                         

3 comentarios:

  1. En comentarios "boca aboca" esto se sabe hace mucho tiempo. Pero la esclavitud de la corrección política, del buenismo acogedor y demás gaitas nos han castrado como pueblo y como seres humanos hasta extremos repugnantes. Pero seguiremos votando al PP. Hasta que nos degüellen a todos, como pronostica Pérez Reverte. Son consecuencias de la devoción progresista al Nuevo Orden Mundial.

    ResponderEliminar