martes, 16 de enero de 2018

El miedo de Israel a una niña.


                                                                                         

Una adolescente palestina está volviendo loco a Israel, y no precisamente de amor, puesto que su imagen haciendo frente a los soldados israelíes que ocupan Palestina y de modo cobarde reprimen a sus gentes ha dado la vuelta al mundo.
                                                           

Una imagen que ha servido para recordar una y otra vez a la población internacional que los palestinos han sido expulsados de sus tierras y están siendo sometidos a una suerte de limpieza étnica que parece no haber finalizado ya que con la constante construcción de asentamientos para los colonos esta ocupación continúa. Por otro lado, la imagen de las actuaciones de esta chica la han convertido en un verdadero icono para la resistencia Palestina frente a la ocupación israelí.

                                                                     




Del mismo modo ha sido entrevistada por cientos de medios de comunicación e invitada a numerosos parlamentos y organizaciones internacionales para hablar de la ocupación y de la resistencia frente a ella.
Todo ello ha llevado a que el mundo entero tenga una imagen más clara de la realidad del país de la nación del autoproclamado “pueblo elegido”, que como todos sobemos no es otra cosa que la nación creada por jázaros ateos que nada tienen que ver con ese pueblo al que dicen pertenecer.

                                                                       

Pero si a algo esta llevando la actitud de esta joven palestina es a exponer a la luz pública la cobardía y total ausencia de moral de una  Israel que se nos quiere presentar como la única democracia de Oriente Medio.
Estamos hablando de una adolescente que actualmente tiene 16 años, y que desde antes de cumplir los 11 se ha venido confrontando de manera valiente a los soldados judíos, soldados de una nación que tras invadir Palestina ha obligado a que ella y todos los suyos tuvieran que dejar sus tierras y posesiones para terminar confinados en los llamados territorios ocupados, que en realidad lo son todos aunque en 1948 la O.N.U. dijese lo que dijese.

Por supuesto nos estamos refiriendo a la joven de 16 años Ahed Mohamed al Tamimi , natural del pueblo Nabi Saleh (Cisjordania).
Esta adolescente ya desde los 10 años se enfrentó a las tropas israelíes y poco a poco su rostro se ha ido haciendo popular hasta convertirse en un verdadero icono de la resistencia palestina, tanto dentro como fuera de los territorios palestinos ocupados.

Hay que señalar que el año 2009 los colonos judíos se hicieron con el control de la única fuente del pueblo, desde entonces el pueblo se manifiesta pacíficamente todos los viernes.

                                                                        

           


Su acción más conocida la realizó el año 2015 cuando impidió que su hermano de 15 años, que se encontraba con el brazo escayolado, fuese arrestado por un soldado del ejército israelí.

                                                                 




Ahed ha sido detenida y juzgada bajo la acusación de asalto y de incitar a la rebelión en Cisjordania, en total son 12 los cargos  de los que es acusada  y por los que le juzga un tribunal militar.
Todo aconteció cuando Ahed abofeteó a un oficial del ejército de Israel y pegó patadas a unos soldados al tratar estos de entrar ilegalmente en su casa en busca de su madre, la cual ya había sido detenida dos veces por participar en protestas contra la ocupación y que anteriormente había recibió un disparo en una pierna, a esto hay que añadir que el día anterior un soldado había disparado con una bala de goma. a un primo suyo en la cabeza .

                                                                   

   


Ahora nos encontramos con que tras ser arrestada Ahed el juez militar ha decidido mantenerla en prisión hasta que se realice el juicio, y además en prisión incomunicada.
La detención de Ahed pone de manifiesto hasta que punto es débil Israel  y hasta que punto el estado judío  se mueve tan sólo por la arrogancia derivada de un complejo de superioridad, compensación de la inferioridad profunda que sienten, y por un delirio paranoide que les impide vivir con tranquilidad.  

                                                                       

He colgado esta entrada por varias razones, la primera por el ejemplo de lucha por la patria ocupada que esta adolescente nos da a todos los que sentimos a nuestra España ocupada por el liberalismo, la masonería y el sionismo, en segundo lugar por abrir un poco los ojos a los que ven  a Israel como una potencia amiga que es una isla de la democracia y de los derechos humanos, cuando Israel no es otra cosa que un engendro jázaro  que busca  a través de la Torá dominar el mundo habiéndo empezado por Palestina .

Y en tercer lugar mi intención es plantear que sólo solucionando la cuestión Palestina, lo que sería muestra de la liberación de Estados Unidos del poder jázaro-sionista, de esa manera podremos lograr la pacificación de Oriente Medio y con ello del mundo. De otra forma la estrategia del divide y vencerás de los sionistas contara siempre con un as en la manga con el que enfrentar al mundo musulmán con un Occidente que apoya a un Israel que asesina y tortura en un territorio, Palestina, que ha ocupado ilegalmente, ocupación  que todo el mundo árabe-musulmán vive como un agravio.

                                                                      

sábado, 13 de enero de 2018

Las revueltas en Irán.


                                                                                           

Las revueltas y protestas que se han venido produciendo durante las últimas semanas en la República Islámica de Irán sólo se pueden entender convenientemente si se las sitúa en el contexto geopolítico e histórico en las que se desarrollan.

Es fundamental señalar, y esto no hay que perderlo nunca de vista, que cuando hablamos de Irán estamos haciendo referencia a un Estado con bases religiosas muy fuertes que le llevan a oponerse directamente al globalismo y que es un declarado enemigo del régimen sionista y usurpador que es Israel. Para comprender todos los sucesos que se vienen desarrollando y se desarrollarán en Oriente Próximo hay que tomar en consideración el hecho de que la política exterior norteamericana está absolutamente supeditada a los intereses del Estado de Israel, y lo está por el poder omnímodo que el lobby judío tiene en la política de Washington.      
En el momento actual se produce una confluencia de intereses, ya que a la protección del Estado judío respecto de Irán se añade el interés estratégico que tienen los Estados Unidos de poner coto a la expansión de los B.R.I.C.S. y frenar la puesta en circulación de sus divisas, para de ese modo evitar que el petrodólar pueda ser desplazado por esas otras monedas.
Es así que Rusia de esta manera se convierte en objetivo al ser miembro fundamental del B.R.I.C.S., pero para llegar a Rusia en esta zona primeramente tendrían que pasar por Siria y después por Irán. Rusia al intervenir ha salvado el régimen de Bashar Al Assad del terrorismo criminal de Daesh- ISIS, grupo creado y mantenido por E.E.U.U., Israel y las monarquías del Golfo. Por esta razón  es Irán ahora el objetivo, una vez que las sanciones y el bloqueo no han tenido éxito el ataque contra Irán ha consistido en provocar  una de las famosas “primaveras” que Estados Unidos y la O.T.A.N. han desatado tanto en los países musulmanes, “primaveras árabes”, como en los países del Este de Europa, “primaveras de colores” que han seguido  un proceso similar: En primer lugar se producen unas protestas basadas en cuestiones de reivindicación económica o social,        que son resultado de injerencias extranjeras provocadas mediante sanciones o bloqueos que dan lugar a  subidas de precios y desabastecimiento que con la participación de agitadores profesionales llevan a las señaladas protestas.

                                                                   

El siguiente paso es que los medios de comunicación, en especial las agencias internacionales de noticias presenten tales protestas como si fuesen populares y espontaneas, para acto seguido desencadenar episodios de violencia mediante la actuación de   los agitadores profesionales e incluso con la participación de fuerzas de los servicios de inteligencia de los países que fomentan estas “primaveras”.
Acto seguido, y como es lógico, las autoridades harán que actúen las fuerzas de seguridad para reprimir la violencia y el caos que los “pacíficos” manifestantes están provocando. Esas intervenciones darán lugar a imágenes de violencia que los medios internacionales harán llegar a la población mundial para que de ese modo las autoridades pierdan ante la población internacional cualquier tipo de legitimidad.
Pero aún falta un último acto en esta obra de ingeniería subversiva, se trata de la aparición de una resistencia armada, que será tildada de popular y espontánea y calificada de moderada. Estos grupos terroristas serán apoyados logística y económicamente por los Estados Unidos y por los países interesados en la desestabilización del régimen atacado y de su zona de influencia.

                                                                    
De esta forma se desarrollaron los acontecimientos en Ucrania, terminado con la sustitución del gobierno, pro ruso por otro favorable a la O.T.A.N. y a los intereses de la U.E. y de los E.E.U.U.

                                                                    

En el caso de Irán la opinión pública norteamericana estaba dividida, una parte de ella piensa que lo acontecido en Irán es que en un primer momento se trató de protestas económicas populares, generalizadas y espontaneas que posteriormente degeneraron en movimientos de oposición política. Por el contrario, otra parte de la opinión pública admite de modo abierto que ha existido una participación del gobierno norteamericano, pero elogiando al presidente Donald Trump por haber llevado a cabo dicha intervención y por estar en primera línea contra el tan demonizado régimen iraní. Ninguna de estas posiciones es completa, puesto que, si bien es cierto que las protestas fueron inicialmente meramente económicas, también lo es que surgieron como consecuencia de la intervención norteamericana, que promovió los embargos y sanciones que dieron lugar a desabastecimiento y a la carestía de los alimentos. Pero la actuación de Estados Unidos ha ido mucho más allá puesto que ha intervenido a través de las redes extendiendo falsas informaciones y movilizando a parte de la población. Aunque su intervención ha llegado incluso a que sus servicios de inteligencia hallan actuado puntualmente como agitadores.

Pero el caso de las revueltas de Irán no ha pasado de varios días de manifestaciones y enfrentamientos con el resultado de varios heridos y algún muerto.
En el caso que nos ocupa toda la estrategia desarrollada y las acciones puestas en marcha no han logrado el objetivo perseguido por la alianza yanquee-sionista dado que el pueblo iraní fue convenientemente alertado por sus autoridades de que las revueltas no eran otra cosa que resultado de la injerencia extranjera y en especial de los sionistas norteamericanos.

                                                                     


Pero si hubo un suceso crítico para que se diluyese este intento de primavera iraní fueron las declaraciones del primer ministro de Israel Benjamín Netanyahu apoyando las protestas y llamando a que estas sirviesen para acabar con el régimen de los ayatolás, el hecho de que las revueltas estuviesen instigadas por los sionistas, cosa que trató de desmentir el primer ministro israelí, hizo que muchos de aquellos que se unían a las algaradas por razones exclusivamente económicas o sociales dejasen de apoyarlas dado que esto pasó a considerarse entre la población iraní como un acto de traición y de colaboración con aquellos que ocuparon Palestina a la par que asesinan y torturan a los palestinos, niños y mujeres incluidos. 

                                                                           



martes, 9 de enero de 2018

La prisión permanente revisable, un engaño.


                                                                         




Ahora que se ha resuelto de modo trágico el caso de la desaparición de la joven Diana Quer, al hallarse su cadáver muerto a manos de un asesino, se ha vuelto a poner en tela de juicio el tema de la prisión permanente revisable (término que es en sí mismo una contradicción, ya que si una cosa es permanente por definición no se puede revisar, y si puede ser revisada deja de ser permanente).

                                                        



 Esta nueva forma de condena que se añadió al código penal en la reforma aprobada por el Congreso el año 2015, la reforma fue aprobada mediante la Ley Orgánica 10/2015 de 30 de marzo, ha resultado sumamente polémica puesto que algunos partidos políticos pretenden derogarla mientras que otros optan por su mantenimiento.

                                                         


Entre los que claman por su mantenimiento y su aplicación se encuentran los padres de Diana Quer y la madre gallega de unos niños asesinados por el padre que acabó con sus vidas sirviéndose de una radial para cortarles el cuello. Este asesino ha sido el primer, y por ahora único, condenado a esta pena.

                                                               




Desde mi punto de vista las esperanzas levantadas en torno a la prisión permanente revisable no pasan de ser un engaño motivado por las lógicas expectativas que las víctimas y sus familiares tienen de que los culpables de crímenes especialmente graves paguen el castigo merecido por los delitos que han cometido.

Piensan equivocadamente que la prisión permanente revisable servirá para que el culpable pase al menos en la cárcel la práctica totalidad del tiempo de vida que le queda y que no cumpla una pena meramente testimonial, que resulta ser una burla a la memoria de la víctima.

Pero no es así, puesto que contrariamente a lo que popularmente se cree, la aplicación de la prisión permanente revisable puede dar lugar, y seguramente así será en la mayor parte de los casos, a un acortamiento del tiempo que el reo va a permanecer en prisión, y es esto lo que vamos a demostrar ahora.


En el antiguo Código Penal, que fue reformado para incluir la prisión permanente revisable, el límite máximo de cumplimiento de penas se fijaba del siguiente modo:


Como regla general el límite máximo se establecía en 20 años, aunque había excepciones como cuando alguna de las penas de prisión impuestas tenga una duración superior a los 20 años, en cuyo caso el cumplimiento podría llegar a los 30.


En la tan defendida por algunos, prisión permanente revisable nos encontramos con la posibilidad de la suspensión de la prisión permanente con la finalidad de la excarcelación definitiva del penado (C.P. art. 92) a los 25 años de estancia en prisión en concurso general y a los 28 cuando nos encontremos ante delitos de organizaciones y grupos terroristas (C.P. 78 bis 2 y 3).

Para esto se exige que el tribunal, previa valoración de los informes de evolución remitidos por el centro penitenciario y por los especialistas del propio tribunal, determine la existencia de un pronóstico favorable de reinserción a la vista de:

-La personalidad del penado y sus antecedentes.

-Las circunstancias familiares y sociales.

-Los efectos que queda esperar de la suspensión de la ejecución.

De todo lo expuesto se deduce que de la aplicación de la prisión permanente revisable no se deriva un cumplimiento efectivo mayor de las penas de prisión a las que el criminal es condenado. Todo lo contrario, lo que ocurre cuando el criminal es condenado a una pena superior a los 20 años es que no cumplirá los 30 establecidos en el Código Penal reformado, sino que en función de la decisión de un juez y de los informes de prisiones y profesionales, podrá suspenderse la ejecución de la pena de prisión permanente revisable impuesta. Todo ello en función de la a mi modo de ver más que cuestionable reinserción.

Dado que la cuestión resulta tan clara es preciso preguntarse por la razón que lleva a que los políticos, los medios de comunicación-manipulación y todos esos tertulianos que se venden como expertos en todo no digan nada y mantengan en el error a la población.

La respuesta es muy sencilla, todos ellos se mueven por la censura de ese pensamiento buenista dirigido por lo políticamente correcto al que obedecen por autocensura, por continuar recibiendo subvenciones y prebendas de un poder que busca no la justicia y el bien sino la generalización del miedo en las mentes de esponja de una sociedad que pueda así ser más fácilmente controlada.


Esto nos debe mover a desarrollar un pensamiento crítico respecto a lo que se nos presenta como cierto, si no lo hacemos seremos borregos movidos por alimañas egoístas que a su vez son dirigidas por gentes sometidas al Mal.

                                                            




Para crímenes de especial gravedad como a los que estamos asistiendo creo que la única salida es aplicar la cadena perpetua y para el terrorismo y crímenes contra los niñós la pena de muerte.

                                                                     


domingo, 7 de enero de 2018

Argentina en peligro de muerte.



                                                                           


Los hermanos argentinos han de tomar clara conciencia de que el Reino Unido es el enemigo, pero no lo es tanto por su intención de recuperar su ya perdida realidad imperial cuanto por su estrecha alianza con el Estado de Israel, una alianza que es consecuencia de la secular dependencia que la pérfida Albión ha tenido y continúa teniendo de la masonería y del sionismo.

 Siendo que en este momento histórico los intereses sionistas coinciden plenamente con las ambiciones territoriales derivadas del anquilosado sentimiento imperial británico que se ha acentuado al verse libres los piratas británicos de la legislación de la Unión Europea debido al Brexit, las acciones de los hijos de la Gran Bretaña adquieren una mayor gravedad dado que ponen en serio peligro la unidad territorial y la existencia misma de la hermana república de Argentina.

Ante esta circunstancia nuestros pueblos y sus dirigentes deben ser conscientes de cuales son los frentes por los que son atacados y de cuáles son las estrategias que el enemigo anglo-sionista utiliza, porque sólo conociéndolo y fomentando en el pueblo una voluntad de lucha basada en una conciencia nacional el peligro anglo-sionista podrá ser erradicado.   


Para conocer cuales son los frentes en los en los que actúan las fuerzas enemigas es preciso considerar sus objetivos, para ello hay que hacer un poco de historia a la par que considerar los intereses geoestratégicos que en la actualidad están en juego.

Lo primero es ver que el Estado de Israel tiene grandes problemas de supervivencia y de continuidad por la fortaleza que naciones como Irán, países árabes o el movimiento Hezbollá están tomando fuerza  y que tienen entre sus objetivos fundamentales la recuperación de los territorios que los sionistas han robado al pueblo palestino.

Tras ello podremos considerar las estrategias que en la actualidad utilizan para lograr su objetivo de conseguir un territorio en el que emplazar su Estado.


Para comprender la situación hemos de retroceder hasta el siglo XIX, al momento en el que el gobierno británico, como sabemos sometido a la masonería y al sionismo, dudaba entre instalar el Estado judío en Palestina o Argentina.

 En 1896 Theodor Herzl, el creador del sionismo internacional, escribió en su libro “El Estado judío”, en un capítulo de este titulado ¿Palestina o Argentina?  cosas como: “Debemos elegir, Palestina o Argentina. La república argentina es, por naturaleza, uno de los países más ricos de la Tierra, con un inmenso territorio, población escasa y clima moderado, La República Argentina tendría el mayor interés de cedernos parte de su territorio…”  Esa parte del territorio argentino, y chileno, al que Herzl hace referencia es la Patagonia.
                                                            


Ya en el siglo XX, tras el derrocamiento del general D. Juan Domingo Perón, se extendió entre las fuerzas armadas y en amplias capas de la población argentina una corriente antisemita que claramente tenía su origen en la declarada intención sionista de atacar la integridad de su territorio.

En la década de los 70 grupos nacionalistas tildados de extrema derecha difundieron la existencia del denominado “Plan Andinia”, que pretendería la implantación de un Estado judío en el territorio patagónico, tanto argentino como chileno.

Pero una vez que se produjo en 1982 la guerra de las Malvinas la atención de la parte de la población argentina que era consciente del peligro que corría la Patagonía pareció disiparse al centrarse exclusivamente en el problema, importante sin duda, de la ocupación británica de las argentinas Islas Malvinas.

Respecto a este tema el problema radica en que el conflicto de las Malvinas no fue sino una bandera falsa que sibilinamente desarrolló la pérfida Albión provocando a Argentina con el fin de mantener un control sobre el Atlántico sur, hacerse con una parte del territorio del continente antártico y presentar a la Argentina como una potencia agresiva, lo que justificaría un ataque posterior.

 Pero otro de los fines de la provocación británica era mantener un emplazamiento militar que permitiese un acceso a la zona de la Patagonia a la par que mediante la victoria acabar con la conciencia de defensa nacional.

De este modo el tema de la Patagonia ha dejado de ser una cuestión peligrosa y un elemento de atención por parte de la población y las autoridades argentinas y chilenas, pues el denominado Plan Andinia es visto ahora como un cuento fruto de la extrema derecha y de los antisionistas.


Llegados a este punto los sionistas, tanto israelíes como británico, pueden desplegar sin temor a respuesta alguna todas las estrategias necesarias para hacerse con esa parte del territorio argentino.


La estrategia sionista, que funciona en conjunción con la acción británica, se plasma en los siguientes puntos:

1.- La “invasión” que cada año llevan a cabo entre 8 y 10.000 militares israelíes de la Patagonia bajo la excusa de descansar un año tras haber servido durante dos en las Unidades de Defensa de Israel, es decir después de haber estado dos años reprimiendo a la población palestina, niños incluidos, y ocupando los territorios ilegalmente robados al pueblo palestino, algo muy similar a lo que Herlz señaló en su libro fundacional del sionismo y que los actuales sionistas tanto anhelan.

                                                               


Estos jóvenes militares, supuestamente recién licenciados, tras esa imagen de turistas benefactores que recorren la Patagonia congeniando con sus gentes y colaborando con las comunidades de la zona a través de esa filantrópica O.N.G. llamada “mochileros sin fronteras”, llevando a cabo fundamentalmente dos actividades para nada filantrópicas, una es la de realizar un meticuloso mapeo de la zona explorando los mejores lugares para levantar con posterioridad colonias, otra es confraternizar con la población de manera que se acostumbren a su presencia e incluso les lleguen a echar de menos puesto que las carencias sociales, escolares que cubren no son llevadas a cabo con eficacia por el Estado argentino. En dos palabras, preparan una más que posible toma del territorio en no demasiados años.

                                                                   



2.-  La segunda actuación que llevan a cabo para desarrollar la estrategia de conquista pasa por la compra de grandes extensiones del territorio de la Patagonia por parte de multimillonarios sionistas, de nacionalidad británica y/o norteamericana, excusándose siempre en la preservación del medio ambiente y en la salvaguarda de la fauna y flora de la región.

Otra finalidad que aducen para la compra es dedicar el territorio a una explotación turística salvaguardando siempre la vida silvestre.  Ahora bien, los hechos nos muestran que las actuaciones llevadas a cabo no se ciñen a los fines que en principio habían sido apuntados, todo esto sólo puede ser bien interpretado si partimos del interés sionista por Argentina en general y por el territorio de la Patagonia muy en particular.


Hay acontecimientos que llaman poderosamente la atención y que ponen sobre aviso de la realidad de las cosas, son cuestiones como la edificación en esas tierras de más de cien mil alojamientos vacíos, o la construcción en los inmensos territorios adquiridos por el multimillonario británico Joe Lewis  de una pista de aterrizaje en Sierra Grande de más de dos kilómetros, pista que no es controlada por nadie y que por sus dimensiones permitiría el aterrizaje de aviones militares de gran tamaño dedicados al transporte de tropas y material bélico. Pero por si todos estos datos resultan insuficientes y ven en estas conclusiones algo meramente conspiranoico hay que añadir que resulta imposible verificar cuales son las actuaciones sobre el terreno ni las instalaciones que allí se están ubicando dado que se trata de tierras privadas y a que Eoogle Barth neutraliza las imágenes satelitales de esa zona, tal y como hace sobre sobre los terreno de las bases militares de la O.T.A.N.

                                                          



Los terrenos adquiridos por el citado multimillonario Joe Lewis tienen unas dimensiones que superan varias veces la extensión del Estado de Israel, y hay que reseñar también que tierras adquiridas por este británico llegan a rodear el Lago Escondido, impidiendo el acceso al lago a pesar de lo que ha declarado y decidido la justicia argentina.

                                                              




Pero el hermano pueblo de Chile no se libra, ni mucho menos, de la problemática que hemos venido describiendo, y no se libra dado que el sionismo también tiene puestos sus ojos sobre su zona patagónica. De hecho, tanto la compra de terrenos por parte de multimillonarios sionistas como las “visitas” de mochileros ponen de relieve como las zarpas del “pueblo elegido” buscan caer sobre Chile.

Aun así, Chile está dando pasos difícilmente comprensibles tales como el haber cedido a Israel una base militar que tiene en la zona, zona en la que han cavado túneles con la intención de facilitar la vida ante la climatología invernal.

La diferencia con la República Argentina la encontramos en una mayor conciencia del problema que se cierne sobre la zona Austral, controlando tanto a los mochileros como a las adquisiciones y construcciones que en la zona se llevan a cabo.

Ahora bien, al igual que acontece en Argentina, las autoridades civiles parecen no ser conscientes del peligro y llevan a cabo actuaciones gravemente lesivas para la nación.


3.-  En tercer lugar, los sionistas desde Gran Bretaña han desarrollado un plan para desestabilizar la zona con la que tratan de hacerse y para ello pretenden que en esos territorios se desarrolle cierta autonomía con respecto a la nación argentina y así controlarla mejor. Como muchos habrán supuesto me estoy refiriendo al fenómeno de los Mapuches, sus fantasiosas reivindicaciones y últimamente sus acciones terroristas.

                                                                


La denominada R.A.M. (Resistencia Ancestral Mapuche) con sede en Bristol, casualmente en la calle Logia, dice defender el derecho de unos aborígenes supuestamente originarios de esa zona del sur de Argentina sobre las tierras que señalan. La cuestión está en que los miembros de esas tribus desaparecieron hace ya siglos, y los autodenominados mapuches no son otra cosa que meros subversivos al servicio del anglo-sionismo que buscan la autonomía de ese territorio. Últimamente los miembros de este grupo han comenzado a realizar acciones terroristas con el resultado de muerte asesinando a miembros de las fuerzas del orden y amedrentando a la población de la zona.
                                                          



Sobre la internacionalización, que es buscada por los sionistas británicos, del tema mapuche hay que resaltar el apoyo y la publicidad que lleva a cabo la marca Benetton y el icono que la extrema izquierda hace  del indigenismo y de las reivindicaciones  de este grupo.

                                                          


Pero con ser gravísimo todo lo que hasta aquí se ha presentado resulta más grave aún que gran parte de la población argentina no sea consciente, o se mantenga al margen de este peligro. Ahora bien, la falta de actuación de los últimos gobiernos argentinos frente a las distintas acciones referidas no tiene perdón de Dios.
                             



El hermano pueblo argentino debe despertar si quiere sobrevivir al ataque de que es objeto, y para ello ha de tomar consciencia de que este existe y ha de tener bien claro que el verdadero enemigo es el sionismo, Gran Bretaña también lo es, pero lo es en tanto que mero tentáculo al servicio de este.